Tarjeta Ciudadana Benidorm

Se entrega inicialmente con una carga de 10 € para el transporte público, pero se le irán incorporando nuevos usos y servicios

Tras su entrega desde el pasado 16 de agosto a mayores de 65 años empadronados en Benidorm, el próximo lunes, 12 de septiembre, comienza una nueva fase de la ‘Tarjeta Ciudadana’, que ahora estará disponible para personas de más de 50 años. A partir de ese día, los vecinos con esas características pueden acudir al Registro General del Ayuntamiento y solicitarla.

Se trata de una tarjeta-monedero con una carga de 10 € para el uso del autobús urbano, aunque más adelante se irán incorporando nuevos usos y servicios municipales. Una vez agotado ese importe se puede recargar en cualquier autobús por 10 o 20€ (importes fijos) y seguir utilizando este transporte en condiciones ventajosas. Habrá descuentos entre el 10% y el 66% en función del tipo de usuario: General, Escolar, Social, Joven u Oro.

Tarjeta Ciudadana Benidorm

¿Cómo se puede objeter la ‘Tarjeta Ciudadana’?

Las personas empadronadas que deseen tenerla deben solicitar su emisión. Para ello tienen que acudir al Registro General del Ayuntamiento, en la planta baja. Deben llevar consigo una fotografía y el DNI y solo tienen que rellenar un formulario. La atención presencial es en castellano, inglés, ruso y francés.

Ya podéis uniros a nuestro nuevo canal de Telegram y a nuestro grupo de Whatsapp, para recibir en el momento las noticias que publicamos cada día. ¡Únete pinchando en los enlaces!

Dos semanas después, se les avisa para recoger su tarjeta-monedero. Una vez consumida la cuantía de 10 €, que no caduca, la tarjeta se puede recargar en cualquiera de los autobuses públicos de Benidorm, con importes fijos de 10 € o 20 €.

Con el fin de facilitar al máximo el trámite, se va a habilitar un espacio web para que se pueda solicitar la tarjeta de forma telemática. La próxima semana, además, está previsto que el alumnado beneficiario del Bono Escolar Municipal reciba su ‘Tarjeta Ciudadana’ de manos de la empresa Grupo Avanza. Se seguirá el mismo procedimiento que hasta ahora se ha hecho para la entrega del bono a comienzos del curso.

‘Tarjeta Ciudadana’: tercera fase

La primera fase de entrega de esta tarjeta comenzó el pasado 8 de agosto para todas las personas usuarias del Bono Oro del autobús urbano, así como el alumnado que tuviera el Bono del Transporte Escolar Municipal.

En apenas tres días, ya habían recogido su tarjeta 174 personas y se habían registrado otras 64 solicitudes. Actualmente, en menos de un mes, ya son 1.039 las personas que tienen la ‘Tarjeta Ciudadana’.

A continuación se abrió la segunda fase, el 16 de agosto, y ya hay 531 personas mayores de 65 que la han solicitado y la recibirán en los próximos días o semanas, según informan desde el ayuntamiento de Benidorm.

Tarjeta Ciudadana Benidorm Toni Pérez

Según ha explicado el alcalde Toni Pérez, la creación de esta ‘Tarjeta Ciudadana’ persigue un doble objetivo. Por un lado, se trata de modernizar los servicios que se prestan a la población empadronada. Por otro, se persigue fomentar y promocionar el uso del transporte público ofreciendo condiciones ventajosas.

De hecho, es una de las medidas contempladas en el programa Benidorm + Cerca, para el que el Ayuntamiento ha recibido una subvención de 1,1 millones € del Ministerio de Movilidad, Transporte y Agenda Urbana.

La tarjeta estará de forma progresiva a disposición de la población empadronada. En posteriores fases, tendrán acceso a ellas, por tramos de edad o colectivos, el resto de la población empadronada en Benidorm.

Los únicos requisitos para acceder a esta ‘Tarjeta Ciudadana’ es estar empadronado en Benidorm, mantener ese empadronamiento y tener más de 3 años de edad. Asimismo, la emisión de la tarjeta no tiene ningún coste para el usuario. Sí lo tendrá, no obstante, la renovación de la misma en caso de extravío, deterioro o robo, siendo el coste de 4 €.

Artículo anteriorArranca el curso en la Comunitat Valenciana con más profesores y centros
Artículo siguienteEnseñanza por ámbitos para 1º de ESO: la decisión es de los centros