Inicio Qué ver en Benidorm Las increíbles cuevas que no puedes dejar de visitar si estás en...

Las increíbles cuevas que no puedes dejar de visitar si estás en Benidorm

929
0
Cuevas del Canelobre
Cuevas del Canelobre. Foto: Comunitat Valenciana

A tan sólo 44 minutos de Benidorm, las Cuevas del Canelobre son uno de los principales atractivos turísticos de Alicante, por sus estalactitas, estalagmitas, columnas y medusas

Cerca de Benidorm, a tan solo 42 kilómetros de distancia, se encuentra uno de los más bellos espectáculos naturales de la zona: las Cuevas del Canelobre. Ubicadas en la localidad de Busot, concretamente en la sierra Cabeçó d’Or, a 700 metros de altitud en su ladera septentrional -uno de los pocos relieves jurásicos del Prebético en Alicante- son un ejemplo de cavidades kársticas que existen en la provincia.

Dentro de las cuevas existe un espacio de más de 80.000 m2 al que se puede acceder por un túnel de 45 metros. En su interior, gracias al paso del agua en la roca a lo largo de los años, se han formado maravillas naturales ales como estalactitas, estalagmitas, columnas y medusas, entre otras.

Cuevas del Canelobre
Entrada a las Cuevas del Canelobre. Foto: Comunitat Valenciana

Una de las principales características de las Cuevas del Canelobre, es su gran bóveda de 70 metros de altura, una de las más altas de toda España. La cueva también alberga muchas formaciones, como la estalagmita ‘El Canelobre’, situada en el centro de la sala y que tiene más de 100.000 años de antigüedad y una de las más grandes de Europa.

También destaca la formación rocosa llamada ‘La Sagrada Familia’, un conjunto en el que destaca una gran columna rocosa de más de 25 metros de altura, que representa la figura de San José, María y el Niño Jesús.

Ya podéis uniros a nuestro nuevo canal de Telegram y a nuestro grupo de Whatsapp, para recibir en el momento las noticias que publicamos cada día. ¡Únete pinchando en los enlaces o escanea el QR!

WHATSAPP
TELEGRAM

 

Historia y actividades en las Cuevas del Canelobre

Se calcula que las cuevas tienen alrededor de 145 millones de años, pues se desarrollaron en las calizas de Jurásico superior. Se atribuye su descubrimiento a los árabes, alrededor del siglo X, pero poco se ha sabido de ella hasta el siglo XIX. Y aunque se conocía de su existencia, las cuevas no se abrieron al público hasta pasada la mitad del siglo XX.

Durante la contienda de la Guerra Civil se utilizaron como taller de reparación de aviones por el ejército republicano. Fue en ese momento cuando se perforó el actual túnel de acceso a la cavidad, que se utiliza en la actualidad para entrar en las cuevas, y se construyeron también varias plataformas en su interior.

cuevas de canelobreLas Cuevas del Canelobre son muy aprecidas por los amantes de la espeleología, pues además de la sala visitable, tienen habilitadas algunas zonas para la práctica de este deporte.

Otra característica que las hace especiales es su impresionante acústica, por eso en su interior se organizan a menudo actuaciones musicales, convirtiéndose en un espectáculo no solo para la vista sino también para el oído.

Prepara tu visita a las Cuevas del Canelobre

Si planeas tu visita desde Benidorm, este lugar se encuentra a 42 kilómetros de distancia y a unos 46 minutos en coche, por la N-332.

Hasta el 30 de junio, las cuevas abren de martes a viernes de 10:30 a 16:50 horas, y los sábados, domingos y festivos de 10:30 a 17:50 h. A partir del 1 de julio y hasta el 31 de agosto, con motivo de las vacaciones de verano, las cuevas están abiertas todos los días de la semana de 10:30 a 19:30 h.

Cuevas del Canelobre
Cuevas del Canelobre. Foto: Comunitat Valenciana

El precio para visitar las cuevas es de 8 € para adultos y 4 € para niños de 5 a 14 años. Cuentan con descuentos para grupos de más de 20 personacs y colegios, entre otros. El pago de la entrada a las Cuevas del Canelobre viene acompañada de otra para acceder al Museo de Música Étnica de Busot.

Otros lugares para visitar cerca de las Cuevas del Canelobre: Busot

Aprovechando que vas hasta las Cuevas del Canelobre, puedes dejar hueco para visitar algo más en la zona, por ejemplo el pueblo de Busot, de origen musulmán y ubicado a solo 5 kilómetros en coche de las cuevas. En esta localidad puedes conocer:

Busot. Foto: Comunitat Valenciana
  • El Castillo de Busot, considerado la frontera entre los reinos de Aragón y Castilla, hoy en día solo conserva algunos restos de lo que fue en su día. Para subir, hay que hacerlo por la calle del Pal.
  • Lavadero Pont la Bassa, en la calle de la Fuente: un muestra de historia del municipio. En él, los habitantes de Busot se acercaban para hacer la colada y dar de beber a los animales.
  • Parroquia de San Lorenzo Mártir: situada en la calle Mayor, es una construcción de la época románica del siglo XVI y uno de los lugres más históricos de Busot.
Parroquia de San Lorenzo Mártir. Foto: Comunitat Valenciana
  • Museo de Música Étnica de Busot (calle Mayor): la entrada se incluye con la de las Cuevas del Canelobre, por eso no hay que dejar de visitarlo. En él, se encuentra la colección del musicólogo Carlos Blanco Fadol, uno de los mayores coleccionistas de instrumentos de música étnica del mundo.

Villajoyosa, también muy cerca

De vuelta a Benidorm, a 31 kilómetros de distancia desde las cuevas siguiendo la N-332, puedes parar en Villajoyosa, una bella y pintoresca localidad, de la que te contamos todo en un artículo al que puedes acceder pinchando aquí.

Sitios para visitar cerca de Benidorm Villajoyosa
Foto: El Mirador de Benidorm

También recomendamos visitar Jijona, a 19 minutos en coche desde las Cuevas del Canelobre. En esta localidad, destaca la fábrica de turrones Primitivo Rovira, abierta de octubre a diciembre (avda. Constitución), el Castillo –de la época almohade- o la iglesia de Nuestra Señora de la Asunción, de estilo renacentista.

En El Mirador de Benidorm te contamos todo lo que necesitas saber sobre la ciudad y sus alrededores: descubre un Benidorm diferente, lleno de secretos y maravillas ocultas relacionadas con la arquitectura, la historia, más allá de las playas y bares.